Agrarismo 208, Escandón II Sección, Miguel Hidalgo, CP 11800, CDMX L - V 9:00-18:00; S 9:00-15:00 55 4830 8430

Cirugía de Piso Pélvico

CIRUGÍA DE PISO PÉLVICO

El término piso pélvico se refiere al grupo de músculos que forman un cabestrillo o una hamaca a través de la abertura de la pelvis de una mujer. Estos músculos, junto con sus tejidos circundantes, mantienen todos los órganos pélvicos en su lugar para que los órganos puedan funcionar correctamente.

Un trastorno del piso pélvico se produce cuando los músculos de la pelvis y sus tejidos se debilitan o se lesionan. Se estima que un tercio de todas las mujeres se ven afectadas por un tipo de trastorno del suelo pélvico en su vida.

Los trastornos pueden ser el resultado de una cirugía pélvica, tratamientos de radiación y, en algunos casos, el embarazo o el parto vaginal de un niño. El prolapso de órganos pélvicos y la incontinencia urinaria de esfuerzo coexisten en hasta el 80 por ciento de las mujeres con disfunción del piso pélvico.

En cualquier caso, la cirugía de piso pélvico y anti-incontinencia urinaria, definitivamente es un aliado a la hora de reparar las anormalidades funcionales y anatómicas que originan el problema del piso pélvico.

¿Qué es la cirugía de piso pélvico y anti-incontinencia urinaria?

La cirugía de piso pélvico y anti-incontinencia urinaria, es el procedimiento quirúrgico de elección, cuando la mujer presenta ciertas patologías relacionadas con el piso pélvico, que no pueden ser solucionadas por medios poco invasivos.

Hay una variedad de problemas relacionados con el suelo pélvico y que suelen ser abordados por vía quirúrgica. Los más comunes incluyen:

  • Prolapso de órganos pélvicos, ocurre cuando los músculos y el tejido pélvico se debilitan y no pueden mantener los órganos en su lugar correctamente.
  • Incontinencia urinaria, esto puede ocurrir cuando la vejiga desciende hacia la vagina. Un síntoma clave de la incontinencia urinaria es la pérdida de orina sin el control de la mujer. Otros síntomas pueden ser la urgencia de orinar, la micción frecuente y el dolor al orinar.
  • Incontinencia anal, esto puede ocurrir cuando el recto sobresale dentro o fuera de la vagina, dificultando el control de los intestinos.
Juan-Rivero-Ginecologo-en-Mexico-Especialista-en-Cirugia-de-Piso-Pelvico-001-compressor

¿Para qué sirve la cirugía de piso pélvico y anti-incontinencia urinaria?

La cirugía del piso pélvico y anti-incontinencia urinaria puede buscar básicamente en 3 cosas:

  • Acondicionar los músculos que se han debilitado sin quitar el útero.
  • Retirar el útero.
  • Reposicionar la vejiga cuando este órgano se ha desplazado de su lugar de origen.
  • Reposicionar el recto.

¿Cómo se realiza la cirugía de piso pélvico y anti-incontinencia urinaria?

Existen varias técnicas quirúrgicas para corregir los problemas del piso pélvico y la incontinencia urinaria, entre ellas podemos citar:

  • Para los problemas de prolapso uterino, existen varios tipos diferentes de cirugía, que implican el levantamiento y el apoyo de los órganos pélvicos. Las reparaciones quirúrgicas se realizan normalmente haciendo cortes en la pared de la vagina. En casos extremos se emplea la histerectomía.
  • Colposuspensión, aquí se hace un corte en la parte baja del abdomen, se levanta la vejiga y se cose en esta posición. Esta cirugía puede hacerse por dos vías, la abdominal con un corte y la laparoscópica, donde la cirugía se hace a través de 1 o más pequeños cortes empleando pequeños instrumentos quirúrgicos.
  • Cirugía de cabestrillo, se realiza un corte en la parte inferior del abdomen y la vagina para poder colocar un cabestrillo alrededor del cuello de la vejiga y así apoyarla y evitar la fuga de orina. En muchos casos, se utiliza un cabestrillo autólogo, hecho de parte del tejido que cubre los músculos abdominales (fascia del recto).
  • Cirugía de malla vaginal, se inserta una tira de malla sintética detrás de la uretra con la finalidad de sostenerla. La malla permanece en el cuerpo de forma permanente.

Por lo general la paciente estará dormida durante la operación. A menudo se realiza como una cirugía diurna, por lo que no es necesario que permanezca en el hospital. Aunque en algunos casos se requiere de algunos días de hospitalización.

¿Cómo es la recuperación de la cirugía?

Es posible que la paciente necesite de 6 a 12 semanas de baja laboral para recuperarse, por supuesto todo depende del tipo de cirugía que tenga. Reanudará el nivel de actividad normal gradualmente a medida que se sienta capaz. Debe descansar cuando sea necesario.

Se permite caminar o nadar suavemente, debe evitar las actividades que causen sacudidas, como trotar, saltar o levantar objetos pesados. Así mismo deberá posponer las relaciones sexuales por seis semanas

¿Cuáles son los riesgos de la cirugía?

Los riesgos y complicaciones son raros con la reparación laparoscópica del suelo pélvico y generalmente dependen de la complejidad del caso individual. El dolor de espalda y el estreñimiento son comunes en las primeras 2 a 4 semanas después de la cirugía y se deben al endurecimiento del soporte músculo-ligamentoso.

La retención urinaria transitoria y la defecación dolorosa pueden ocurrir en los primeros días. La infección, la hemorragia y los traumatismos en los órganos reparados son muy poco comunes.

La cirugía de piso pélvico y anti-incontinencia urinaria, cuando se realiza a través de un procedimiento con el abdomen abierto, puede generar complicaciones inesperadas.

Los problemas que pueden ocurrir después de la colposuspensión incluyen el vaciado vesical incompleto al orinar, infecciones urinarias que siguen reapareciendo y molestias durante las relaciones sexuales.

El problema más comúnmente reportado asociado con el uso de cabestrillos es la dificultad para vaciar completamente la vejiga al orinar. Un pequeño número de pacientes que se someten a este procedimiento también descubren que después desarrollan incontinencia de urgencia.

A veces una mujer puede tener más de un tipo de trastorno del piso pélvico. Las molestias en el área de la vagina, los problemas de la micción y el coito doloroso, son todos ellos indicios de que podría estar sufriendo un trastorno del piso pélvico.

La cirugía de piso pélvico y anti-incontinencia urinaria constituye una herramienta eficaz en la búsqueda de la solución a los problemas del piso pélvico. Hay que resaltar que este procedimiento siempre debe ser practicado por un médico especialista.

En caso de que usted desee agendar una consulta con el Dr. Juan Rivero Corona, Ginecólogo en la Ciudad de México, no dude enviarnos un mensaje a través del formulario de contacto. El Doctor Rivero se especializa en el diagnóstico, tratamiento y seguimiento de la cirugía de piso pélvico y anti-incontinencia urinaria.

Juan-Rivero-Ginecologo-en-Mexico-Especialista-en-Cirugia-de-Piso-Pelvico-002-compressor

Agendar Consulta

    Call Now Button